Sabemos que nuestros suelos autoportantes no fallan. Pero cualquier empresa puede decir lo mismo. Por ello, queremos mostrar los resultados más importantes de las pruebas que hemos realizado, para que pueda estar seguro de que nuestros suelos mantendrán –durante toda su vida útil- el rendimiento prometido.

Velocidad de transmisión de vapor de agua

Prueba: Prueba interna, desarrollada por Altro, para demostrar la velocidad de transmisión del vapor de agua.

Metodología: En una cámara húmeda se coloca una muestra de suelo autoportante entre un contenedor de agua y una cubierta a una temperatura controlada, simulando así, una instalación del suelo sobre un sustrato húmedo. El agua solo puede escaparse a través de los canales de ventilación existentes en el reverso del producto.  La pérdida de agua se controla en todo momento mientras dura la prueba, y así se obtiene la velocidad de transmisión de vapor de agua. A modo de comparación, la prueba también se realizó en una muestra de suelo fijado de forma tradicional con adhesivo.

Resultado: Tras realizar la prueba durante dos semanas seguidas, los resultados demostraron que la velocidad de transmisión de vapor de agua de la muestra del suelo autoportante fue más del doble de rápida que la de la muestra de suelo fijado de forma tradicional.  Los resultados también demostraron que el vapor de agua se escapó de forma controlada a través de los canales de ventilación existentes en el reverso del modelo autoportante.

Beneficio: La prueba demuestra que, al permitir que la humedad se evapore por el edificio, se protege el suelo autoportante y se evita que se formen burbujas de agua que perjudiquen el rendimiento o el aspecto del suelo. Esto es una prueba visible de que la salida de vapor de agua se realiza de forma controlada y eficiente.

Conservación del relieve

Prueba: Prueba interna, desarrollada por Altro, para comprobar el rendimiento y la calidad del producto.

Metodología: La prueba consiste en dos placas de metal con una sección de suelo colocada sobre la placa inferior. La placa superior presiona a la placa inferior para simular pisadas. La fuerza es equivalente a la pisada de una persona con un peso por encima de la media (90 kg).

Resultado: Tras soportar 500.000 pasos y recuperarse durante 24 horas, la muestra conserva más del 75 % de la altura del relieve.

Beneficio: La prueba muestra que la transmisión de vapor de agua se mantendrá durante toda la vida útil del suelo y el relieve no se desgastará.

Indentación

Prueba: EN 24343-1

Metodología: Usando un micrómetro digital, se mide la indentación residual resultante entre la indentación máxima, tras 2 horas y media de presión localizada, y 2 horas y media de recuperación.

Resultado: Superada

Beneficio: La prueba muestra estabilidad con objetos estáticos, incluidas patas de sillas/ mesas, e indica la adecuación del suelo para su uso con banquetas de laboratorio/ sillas de clase/ comedor, etc., con las que el suelo pudiera sufrir debido a la concentración de peso.
 

Resistencia a roturas

Prueba: ISO 34-1 Método A

Metodología: Un rotura automática que mide la media de las direcciones transversal y longitudinal indica cuánta fuerza hace falta aplicar para que el suelo se rompa.

Resultado: Los suelos autoportantes Altro son tan resistentes a las roturas como los suelos de vinilo instalados con adhesivos.

Beneficio: La prueba muestra que nuestros suelos autoportantes no se romperán al arrastrar equipos/ muebles ni al empujar objetos pesados/ camillas sobre ellos. También que son suficientemente robustos para zonas o instalaciones con tráfico intenso y complicadas (pasillos de hospital, universidades, hoteles, zonas de trabajo concurridas, etc.), donde un suelo de mala calidad sí podría llegar a romperse.

Marcas

Prueba: ISO 4918

Metodología: En una sección de suelo se realiza una prueba con una silla con ruedas para comprobar si queda alguna marca en la superficie o se produce alguna distorsión de la misma al arrastrar peso encima de ella.

Resultado: Superada

Beneficio: La prueba muestra la durabilidad y la resistencia de los suelos autoportantes Altro ante sillas con ruedas/ tráfico de objetos con ruedas, y que la estructura y la estética del suelo se mantienen sin que la estética del suelo se vea afectada.